Cookies on the PokerWorks Website

We use cookies to ensure that we give you the best experience on our website. If you continue without changing your settings, we'll assume that you are happy to receive all cookies on the PokerWorks website. However, if you would like to, you can change your cookie settings at any time.

Continue using cookies

Noticias Poker | Poker Plus | Mundo Poker

Seguir Adelante

Compartir esto
340x223-img46774f335c017.png
340x223-img46774f335c017.png

Probablemente estuvo allí incontables veces. Ingresó a un torneo sin posibilidad de recompra, jugó prolijamente y acumuló algunas fichas. Las blinds aun son pequeñas, digamos $10/$20, y recibe 6p 8p, por lo cual decide hacer un call valioso dado que numerosos jugadores hicieron limp in. El flop es:
{10-Clubs} 8d 6d

Esto le otorga un double pair con cuatro cartas disponibles para completar un full house.

Un jugador en early position apuesta $60, sugiriendo que tal vez tenga un top pair. Esta consideración nos pone contentos. Luego dos jugadores hacen call con tal vez middle pair o low pair o incluso persiguiendo un flush o straight. Por ende, usted decide hacer re-raise por $220 (25% de su stack) esperando echar algunos jugadores. Pero parece que no fue suficiente; el raiser original decide ir all-in. Los dos callers hacen fold. ¿Qué hará usted ahora?

Este escenario se presenta una y otra vez. Y la reacción más común, al menos en los torneos online en los niveles bajos, es hacer instantáneamente call arriesgando la participación en el torneo. De hecho, yo lo hice más veces de las que hubiera deseado. Aún, antes de hacer call, cualquier jugador debería estar preparado para el re-raise con respuestas a ciertas preguntas:

¿Qué podría tener este jugador para sentirse tan confiado de ir all-in luego de que usted demostró mucha solidez con un re-raise a tres jugadores? ¿Significará que tiene algo más que el par más alto? Quizás tenga un A-x de diamante y está arriesgándose 2:1 a lograr un nut flush, o esperando que su oponente se descarte al representar que logró un straight o un set; pero solo quizás.

Es cierto que este tipo de torneos está lleno de jugadores loose que nunca se detienen a pensar, pero ¿esa es la manera en que usted desea abordar el juego? ¿Asumiendo que todos los jugadores son así de loose? La respuesta es un enfático: "¡No!". Responder lo contrario significaría que uno está preparado a poner en riesgo su torneo cuando las blinds son bajas, y ese no es el camino del progreso.

¿Qué es lo que debe hacer entonces? La respuesta es, casi seguro, fold. Si el otro jugador tiene algo más que un top pair, lo mínimo es double pair. Y usted tiene 8-6, el double pair más bajo, y la movida de él sugiere por lo menos un double pair con 10. O sea que ya estaría perdido.

Supongamos que solamente tiene A-10 o K-10. Aún faltan dos cartas, y le vencería con cualquier K o 10 (6 cartas posibles) o cualquier otra carta que hiciera un pair en mesa en el turn o el river (con un mínimo de 10 o más). Tal vez sea un riesgo aceptable, pero que ocurre si en cambio tiene 10-9 o 10-7 lo cual es muy posible porque todos hicieron limp in pre-flop. Ahora le sirve cualquier 10, 9 o 7, ignorando cualquier diamante. En cambio, usted casi no tiene otra posibilidad.

Incluso tal vez debería ahorrarse todo esto y concluir que aquel jugador que hizo limp in pre-flop y all-in luego, sencillamente tiene 9-7 y logró el nuts.

Parece ser una debilidad común en los niveles bajos para un jugador que con confianza hizo un raise aceptar ante un all-in que otro jugador puede tener una "monstruosidad" en lugar de estar haciendo bluff o jugando tontamente. Conocer el momento adecuado para dejar pasar la mano al comienzo de un torneo es una de las claves del éxito.