Cookies on the PokerWorks Website

We use cookies to ensure that we give you the best experience on our website. If you continue without changing your settings, we'll assume that you are happy to receive all cookies on the PokerWorks website. However, if you would like to, you can change your cookie settings at any time.

Continue using cookies

Noticias Poker | Poker En Línea | Guía Poker Online

Estableciendo Objetivos

Compartir esto
340x227-img45ace823e9c2a.png
340x227-img45ace823e9c2a.png

Puede que seamos, como muchos de los jugadores online, bastante nuevos en el juego, o quizás un poquito viejos. Puede que leamos artículos aquí y allá, y juguemos muchas horas de Limit Hold'em online. Puede que hayamos tenido éxito, o quizás hayamos perdido algunos dólares y abandonado algunas mesas, pero es posible que no pensemos en porqué esto sucede. Ganar en el póquer se vuelve mucho más simple con confianza, pero ¿cómo obtener esa confianza sin depender demasiado en la suerte de las cartas? Hay que saber, antes que nada, cuando retirarse antes del flop, pero suponiendo que lo sabemos y que podemos jugar bien tight y apostar agresivamente con las cartas correctas.
Todo eso, sin embargo, es la mita del asunto. Es muy común empezar una sesión jugando bien, pero cuán a menudo mientras la sesión continúa las cosas cambian y al terminar la misma estamos batallando para recuperar lo perdido, y luchando por mantener los ojos abiertos. ¿Cuántas veces nos ha pasado? "Muchas veces", es una respuesta que apostaría.

Es importante seguir los "sonidos" del juego, pero aún así hay que manejar la cuestión y estar completamente atentos. Cuando la atención se dispersa, también lo hacen las potenciales ganancias, y con ellas, la confianza. Entonces, una de las maneras de mantener y mejorar la confianza es planear por adelantado y regular las sesiones de juego.

Decidamos, primero, qué nivel de póquer nos permite sentirnos cómodos, y establecemos un objetivo de ganancias para esa sesión; algo así como 15 o 20 veces la big blind. Luego establecemos un límite de tiempo, de una hora o menos. El objetivo es jugar normalmente (con un límite que nos permita ser tight y aggressive), mientras conservamos la calma y logramos ganancias. Cuando hayamos conseguido el objetivo propuesto, o cuando se acabe el tiempo (lo que suceda primero), nos retiramos del juego, nos alejamos de la pantalla y tomamos un descanso. Esto impedirá que la avaricia tome el control de la situación y lleguemos a perder las ganancias por jugar cansado. Hacemos cualquier otra cosa que tengamos pendiente, o nos relajamos mirando TV. Y si ya es tarde, dejamos de jugar hasta el día siguiente.

Luego del descanso, nos unimos a otra mesa y determinas un objetivo de ganancias y el tiempo una vez más. Con el tiempo lograremos de esta manera crear una rutina de sesiones cortas y precisas con mucha concentración. También nos posibilita tener un registro de las sesiones, ganemos o no.
Y si estamos agitados o poco atentos por cómo resultan las cosas, de todas maneras dejamos el juego y tomamos un descanso. El objetivo de este método es jugar con el mayor nivel de concentración posible. Además, cuantas más sesiones victoriosas registremos, mayor confianza tendremos.

Pronto contaremos con la confianza y el dinero suficiente para movernos a un límite más alto. Esto también puede ser un objetivo. Si empezamos con $200 y jugamos sesiones en mesas de LHE $1/$2, podemos apuntar a 20 sesiones y a $400. Al haber jugado estas 20 sesiones, chequeamos nuestro bankroll. Si tenemos más de $400, reiniciamos el proceso, pero en mesas de $2/$4 con un objetivo de $800. Si tras 20 sesiones no lo hemos logrado, seguimos intentando hasta conseguirlo. Y así escalando objetivos.

Estas ideas fueron pensadas para mantener la concentración y prevenir un juego descuidado. Seamos disciplinados, mantengamos un registro de todo, y seguramente jugaremos mejor.